Menos pastillas y más nutrición

En una época en que se producen cambios a una velocidad vertiginosa, en que cada día aparecen cientos de nuevas informaciones y avances, nos hemos acostumbrado a vivir a ¨toda pastilla y además, en sentido literal.

El ritmo de vida, el estrés de las obligaciones del trabajo, el del que no lo consigue y puede tener ansiedad, las responsabilidades familiares… nos hace en muchas ocasiones someternos a una fuerte presión por seguir en la brecha y no nos damos cuenta que ese afán por seguir en ella nos hace buscar soluciones poco realistas,¨mágicas¨y que resuelvan nuestros problemas en un instante.

Algunos ejemplos a nivel salud los encontramos precisamente cuando hablamos de dietas y nutrición. ¿Que me sobran un par de kilos y el mes que viene tengo la boda de mi prima? Pues la dieta de la piña y la pastilla ¨quemagrasilmolamil¨y listo! Ejem, ejem…¿Recordáis el efecto rebote?

 

frases-alimentacion-nutricion-infografias-salud-bienestar-7-150x150

¿Qué estoy sometido a mucho estrés en el trabajo y no duermo bien? Pues pastilla y listo! Pero..y qué pasa con el problema de fondo? Las cosas casi nunca desaparecen solas y hemos de ser conscientes de ello.

Ojo, aquí no se trata de criticar el uso de fármacos en situaciones que puedan resultar de ayuda o sean necesarios en casos determinados, pues cumplen una función muy importante.

Lo que tratamos de resaltar es la necesidad de que las personas nos responsabilicemos de nuestro cuerpo y pongamos de nuestra parte para evitar o minimizar ciertas situaciones.

Volviendo al tema nutricional y su implicación a nivel salud, debemos tener presente que nuestro cuerpo no cuenta con compartimentos estanco, y que debemos entenderlo como un conjunto en el que la nutrición juega un papel esencial. Si nos paramos a pensar por un momento, son muchas las enfermedades y complicaciones que se pueden prevenir(por supuesto hay algunos factores que no podemos controlar):

  • Sobrepeso y obesidad
  • Ansiedad
  • Diabetes
  • Colesterol
  • Cáncer
  • Enfermedades cardiovasculares
  • Estreñimiento

Y así podríamos continuar a lo largo de todo el post.

Un ejemplo de cuando hablamos de que todo en nuestro cuerpo está relacionado podemos encontrarlo así:

Una persona con malos hábitos alimenticios y que no realiza actividad física es probable que acabe adquiriendo sobrepeso, ese sobrepeso podría llevarle a sentirse mal consigo misma y generarle estrés y/o ansiedad, a su vez, esa ansiedad a tener un peor descanso, estar más irritable y aumentar el riesgo de adquirir enfermedades cardiovasculares por tener dietas ricas en grasas, adquiriendo altos niveles de colesterol ¨malo¨, la escasez de alimentos ricos en fibra causar estreñimiento y por tanto aumento de la irritabilidad, peor descanso…y vuelta a la rueda. ¿Os dáis cuenta?

Por eso, una dieta supervisada por profesionales, o un asesoramiento de pautas nutricionales adecuado es fundamental. Como hemos repetido en numerosas ocasiones, dieta NUNCA debe ser igual a pasar hambre y enfocarlo como algo temporal con la eliminación de grupos de alimentos o falsas promesas, se debe buscar ir variando nuestros hábitos desde un punto de vista saludable y progresivo en función de las necesidades de cada uno.

Aunque muchas veces damos por sentado que sabemos como comer sano, no hay que olvidar que por desgracia hay muchos intereses dentro de los lobbys alimentarios y que no siempre lo que nos cuentan en los anuncios en cuanto a comida sana es cierto.

Lo que tenemos que tener claro es que es importante conocer nuestro cuerpo y sus necesidades para un correcto funcionamiento, y a partir de ahí, cada uno decide como quiere vivir, pero…teniendo en cuenta que nuestra esperanza de vida cada vez es mayor, si vamos a vivir más…vivamos mejor!